Antes que nada quiero darles la bienvenida, muchas gracias por visitarme y leer esta historia, la que tanto disfruté escribiendo.

Nada podría hacer para agradecérselo,

Pablo Sanz.


Disclaimer

Los Personajes de esta historia no me pertenecen. Son propiedad de la señora Stephenie Meyer, autora de la Saga Crepúsculo, y por lo tanto, esta novela es solamente un Fan Fiction de mi autoría, que no guarda relación alguna con ella o cualquier otra cosa referente a su persona.
Aclaro esto, para evitar malos entendidos.

Seguidores

viernes, 17 de diciembre de 2010

Capítulo Veintitrés: Los Blancquarts.



Otro capítulo por leer!
Gracias por seguir cada capítulo de ésta historia.
Realmente deseo que les guste.
Leo sus comentarios, y veo que les puede parecer que le falta acción y todas esas cosas, pero creo fielmente en que las cosas tienen que ser así por un motivo.
No me gusta dejar cabos sueltos, y si sienten que la historia trascurre de un modo lento, es porque las circunstacias deben sucederse así.
Siento si los decepciono, pero al final, todo cobrará sentido!

Realmente les agradezco, no son solo palabras!

Los quiero,

Pabli

Los Blancquarts

No daba crédito a lo que mis ojos veían, simplemente eso.

No había forma en que las cosas terminaran siendo así.

Bueno, claramente sí la había.

El sitio estaba lleno de humanos. Molestos humanos que me impidieron salir corriendo hacía mi hija y tomarla del brazo para reprenderla como claramente se merecía...

¿Qué demonios significaba todo aquello?

La rodeaban dos desconocidos, dos vampiros que no había visto jamás en todos mis años de vida.

Había especulado mucho en esos últimos momentos, en los que esos extraños efluvios aparecieron en el departamento...

Un secuestro, por ejemplo.

Cosas malas. Que minaban mi esperanza, pero que no había querido que se materializaran, porque una vez que los problemas tienen una forma concreta, es difícil hacer algo para ignorarlos.

No había querido decirlo, porque Bella hubiera montado en un ataque de pánico generalizado. Tampoco había pensando en tomarlo completamente en serio, porque había pruebas suficientes para pensar que, al menos, Renesmee no se encontraba mal.

Sus llamados y sus comunicaciones habían dejado entre ver que no encontraba en un peligro mayor. Pero, sin embargo, y ahora que las piezas estaban uniéndose en el rompecabezas, que ocultaba algo.

Bingo.

La podía ver completamente relajada, riendo y bromeando con ellos...

Ahora que sabía que estaba completamente a salvo, podía darme el lujo de montar en un ataque de cólera por su irresponsabilidad, por su estupidez...

Solo bastó un segundo para que su expresión cambiara.

Puedo explicarlo... Fue lo primero que pensó Renesmee cuando nos vio acercarnos hacía ella.

Como si esa no fuera la explicación que toda adolescente daría

No sabía en el lío en el que estaba metida

En ese momento se había puesto nerviosa, porque nos veía avanzar con total tranquilidad...

Una tranquilidad falsa, obviamente.

Sus padres... – Pensó la vampiresa rubia. – Nessie es exactamente igual a él...

Avanzamos junto con Bella y Alice, indiferentes a los adolescentes que nos observaban como si fuéramos bichos raros.

Hacía tiempo que no sentía esa sensación, ya me había desacostumbrado de nuevo a la vida de instituto o de la universidad.

¿Qué no tenían otras cosas que hacer?

El torrente de pensamientos, al que desde luego también me había desacostumbrado, inundó mi mente, conviviéndola en un embrollo. La vida tranquila que habíamos tendido esos últimos siete años, había originado que la sensación de tener demasiadas voces en mi cabeza se tornara molesta.

“Son igual de hermosos que los Blancquarts...” Pensó una chica, que caminaba en dirección a la cafetería.

Pero yo no podía sacar los ojos de mi hija, la hermosa niña de ojos color chocolate que estaba de pie a escasos metros de mí, a la niña de papá, al tesoro más grande que la vida nos había regalado a su madre y a mí...

¿Cómo había ocultado algo como aquello?

¿Quiénes eran esos vampiros que estaban con ella? ¿Por qué se mostraban tan cordiales y amistosos?

Finalmente llegamos a ellos, que nos observaban como si fuéramos fantasmas.

No avancé mucho más que unos metros, manteniendo la distancia entre nosotros y ese grupo tan particular que tenía de integrante a Nessie. Sabía que si me acercaba, perdería por completo el control.

La primera en recuperar la compostura fue la chica, que le dedicó una mirada al otro vampiro...

El chico miró a mi hija una vez, antes de volverse completamente a nosotros.

“¿Sus padres?” – Pensó rápidamente.

Rememoró una conversación que habían tenido. Vi claramente todo lo que mi hija le había contado. Estaban sentados en un claro, y la tarde caía lentamente sobre ellos, a medida que el sol desparecía por el horizonte, y la noche gobernaba en el cielo cubierto de nubes, más fascinado estaba él con ella. Había un deje de nostalgia en ese recuerdo, él lo veía como un momento en el que todo era fácil, donde las complicaciones que gobernaban su mente, algo atormentada, no había aparecido todavía.

Sabían a la perfección quienes éramos, todos nosotros, no solo mi esposa, Alice y yo. Eso me generó una sensación de desventaja. Nosotros no teníamos ningún tipo de datos, y ellos estaban muy bien informados...

Renesmee continuaba mirándonos en un estado muy cercado al shock.

Nuestra visita era algo completamente inesperado para ella. Temía a nuestra reacción, estaba asustado por lo que nos había ocultado.

Había mentido... Nos había ocultado cosas... Renesmee no era así, nunca lo había sido.

Bella no pudo contenerse, e intentó acercase a ella. Se separó de mi lado, y quiso correr a sus brazos.

La detuve, porque no quería que estuviera cerca de ese par desconocido.

Se giró, mirándome a los ojos, como si estuviera suplicándome que la soltara.

No podía, simplemente no podía hacerlo. Si la dejaba ir, me arriesgaba a que algo malo pasara.

Nuestra hija contempló la escena, y entonces fue ella la que avanzó, dejando a los dos chicos atrás, que también estaban nerviosos.

Lo leía en sus mentes.

Cuando consideré que no había peligro, liberé a mi esposa, que estrechó a Nessie a su cuerpo con fuerza. Era mucho más baja que nuestra hija, pero eso no evitaba que la escena se viera maternal. Renesmee correspondió al abrazo, y mi esposa la obligó a descender hacía su altura, para que la cabeza de Nessie descansara sobre su hombro.

– ¿Por qué no estas viviendo en el departamento? ¿Te das cuenta del susto enorme que nos has hecho pasar? – Le dijo casi histérica.

– Lo... siento, mamá... – Contestó. – No fue mi intención.

– Estás metida en un lío enorme. – Dije en un susurro, que sin embargo fue escuchado por todos nosotros.

Bella deshizo el abrazo en el que la había encerrado y la miró a los ojos.

– Nos debes muchas explicaciones, Renesmee. – Sentenció con el mismo tono severo que yo estaba utilizando.

Nunca me había imaginado estar en un rol como aquel. El del padre severo que reprende a una hija que no se comporta como debería.

– Puedo explicar todo, por favor. No se enfaden... – Susurró Ness, también.

– ¿Qué no nos enfademos, Renesmee? – Dije, perdiendo la calma. Nunca había estado tan asustado en toda mi vida. – ¿Te das cuenta de lo preocupados que hemos estado estas horas? Fuimos al departamento en que se supone que debes vivir y estaba cerrado. – Ya no podía disimular la frustración y el enojo. – Explícame, señorita, a que se debe esto, y quiero una explicación razonable, una que no me obligue a tomarte del brazo y llevarte arrastrando ahora mismo a Forks...

Las últimas palabras me salieron todas juntas, demasiado apresuradas. El pecho me subía y bajaba por la efervescencia que había utilizado al hablar. Una estudiante que merodeaba cerca me observaba, y seguramente escuchó todo lo que dije. No era raro que se impresionara, al fin de cuentas, aunque estaba hablándole a mi hija, ella veía a un chico que discutía con una muchacha mayor que él.

Que parecía mayor que yo.

Pero no fue Renesmee la que contestó, sino la chica, que se adelantó hacía nosotros con total confianza. No tenía miedo de nosotros.

– Disculpa, pero no es necesario que te alteres. – ¿Se estaba burlando de mí? – Nosotros fuimos los que le pedimos a Nessie que viniera a casa, no le hacía ningún bien estar sola. – Dijo con una voz completamente relajada. – Y nuestra casa dispone de todas las comodidades para que ella pueda pasar el tiempo que desee allí... Es bienvenida el tiempo que considere necesario a nuestro hogar.

No pude evitar fulminarla con la mirada, cargado de ira y frustración, como estaba. Pero ella no dio señal alguna de retroceder o sentirse cohibida. Me observaba como si acabara de preguntarme la hora y aguardara la respuesta.

Entonces pude observarla bien. Era rubia y pequeña, solo unos centímetros más que Alice. Muy hermosa y graciosa. Me recordó bastante a Rosalie. Su voz sonó segura en todo momento, sin una pizca de miedo o nerviosismo.

Los humanos caminaban prestándonos demasiada atención. Nos observaban a los seis, de pie en medio de ese enorme lugar. Seguramente presentábamos un cuadro algo hostil. Alice y yo estábamos un poco alejados del grupo, porque Bella se había acercado a Renesmee para abrazarla, y los otros dos, estaban detrás de mi hija.

– ¿Quiénes son ustedes? – Preguntó mi esposa entonces.

– Mi nombre es Raphael, y ella es mi hermana, Malenne. – Dijo el muchacho pausadamente, observándonos a los tres con total precaución. Su mirada estaba muy dorada, seguramente no se habían alimentado hacía mas de dos o tres días. – Vivimos en Douglas y concurrimos a esta universidad, al igual que su hija.

– ¿Por qué no nos contaste de ellos? – Pregunté a Nessie. Ella me observó, con los ojos levemente empañados. ¿Acaso estaba por ponerse a llorar?

“Tenía miedo de que no me dejaran quedarme en Juneau si sabían que había vampiros aquí...”

Claro, desde luego que no la hubiéramos dejado quedarse...

¿Acaso estaba loca? ¿Mi hija estaba demente? ¿Cómo había sido capaz de ocultarnos semejante cosa? ¿Y si eran peligrosos? ¿Sí eran los que deseaban hacerle daño? ¿No se daba cuenta de que no todos los inmortales éramos tranquilos y pacíficos?

Respiré profundamente, intentando recuperar la compostura.

Rememoré la visión de Alice. En la escena se podía ver a una vampiresa de espalda. Pero no era la chica que estaba allí... Malenne. La que corría a toda velocidad en ese claro nevado no era la muchacha rubia que tenía de frente a mí.

¿Quién era entonces, la que intentaba atentar contra vida de mi hija? Todo era un misterio, confuso y opresivo.

– Estás en lo correcto, Renesmee Cullen. No tienes idea de lo que esto significa, estarás tanto tiempo castigada que te olvidarás que es lo que has hecho. Y escúchame, ahora mismo nos vamos de aquí... – Murmuré. – Las cosas se han complicado demasiado...

– ¡No! – Musitó Renesmee. – No, papá. No puedo irme ahora... debo solucionar muchas cosas antes de volver a Forks.

Miré a los ojos a Bella, que la había envuelto nuevamente en un abrazo. La mirada de mi esposa también se mostró confundida ante esa inesperada confesión.

¿Qué había pasado con Renesmee? Esa no era la niña que habíamos dejado partir de Forks, no era la misma que hacía pocos meses, cuando jamás hubiera mentido, y mucho menos ocultado las cosas que estábamos enterando ahora, de una forma completamente imprevisible...

Había cambiado, demasiado. Podía verlo en su mente, incluso pensaba de una forma diferente.

Antes, todos sus pensamientos tenían un deje infantil, muy leve, pero notorio. No es que pensara como niña pequeña, pues siempre había sido extremadamente inteligente, pero toda su mente encerraba una ternura que solo estaba presente en los niños pequeños.

Pero ahora no. Sus razonamientos eran mucho más... maduros. Incluso había perdido toda esa esencia que siempre había estado presente en ellos.

Algo había pasado, porque eso no era normal.

Conocía el funcionamiento de las mentes, y podía ver como cambiaban constantemente, pero esto era demasiado.

No había estado con nosotros poco más de dos meses, era imposible que se haya producido semejante cambio en ella.

¿A que se debía? ¿Era por ellos? Esos dos vampiros... ¿Malenne y Raphael la había hecho cambiar tanto? ¿O era otra cosa? ¿Qué la había hecho dar ese salto tan grande entre la antigua Renesmee y esta?

Sus pensamientos eran los de una persona mayor, que ha vivido cosas graves, debía averiguar que era lo que carcomía de preocupación a mi niña, a mi adorada hija.

Tras un solo segundo de silencio, en el cual había sido capaz de procesar toda esa información, Bella respondió a su declaración.

– No podemos quedarnos, Renesmee... – Dijo. – Es mucho más grave de lo que crees... no estamos a salvo aquí.

Sus pupilas se dilataron en una expresión de terror. Los otros dos vampiros también se tensaron, recorriendo instintivamente el patio donde nos encontrábamos.

– El peligro no está aquí. – Dijo Alice al ver su reacción. – Algo ha cambiado, Edward. – Continuó luego. – Y no sé que tanto tengan ellos que ver...

– ¿Qué es lo que pasa, entonces? – Inquirió la chica. – Exijo que me digas cual es el peligro del que hablan...

A pesar de ser muy baja, colocó una de sus manos en la cintura, en una pose definitivamente autoritaria. Nos observó a mi hermana y a mí, demandando una respuesta a la anterior afirmación de Alice.

– No es de tu incumbencia. – Dije entre dientes. – Nosotros nos vamos de aquí. Ahora.

Ella me observó, pude notar que le había molestado el tono que había empleado. Su supuesto hermano también me observó.

– No es necesario utilizar ese tono... – Contestó con tranquilidad. Me irritó.

– Uso el tono que deseo... – Dije, más enojado aún. – Tú no eres nadie para decirme como debo hablar.

– Creo que sí, le estas hablando a mi hermana... – Musitó, ya con menos amabilidad.

Nos observamos un segundo. Hubiera sido muy fácil golpearlo por su estupidez, ¿Quién se creía que era? Él no tenía intenciones de discutir. Solo pude ver en su mente que le había molestado que le hablara a su hermana así.

– Tranquilos. – Murmuró Renesmee, algo asustada. – Estamos en público. Esto es solo un mal entendido, pronto lo aclararemos.

– Eres tú la que tiene que aclarar muchas cosas, hija. – dijo Bella.

– Siguen sin decirme que pasa... – Reiteró la vampiresa rubia.

– Alguien esta rondando Juneau. – Dijo Alice por fin. – Quieren lastimar a Nessie, y no lo permitiremos.

Aunque estaba enojado, no pude evitar avanzar los pocos pasos que me separaban de Renesmee. La tomé y la abracé fuerte. Besé su frente y aspiré su perfume.

Sí, mi hija estaba conmigo, mi amor. Que miedo había sentido...

Ella también me encerró en sus brazos.

– Lo siento, papá. – Dijo casi sollozando. – Perdón, no fue mi intención asustarte.

– No llores, hija. – La consolé. – Es solo que no te puedes ni imaginar lo que han sido estas últimas horas. Las peores que he tenido que pasar en mucho tiempo.

– Se los iba a contar... Es más, quería que Raphael y Malenne fueran conmigo a Forks para navidad. – Susurró.

Los dos vampiros se extrañaron al escuchar su declaración, pero sus rostros se volvieron dulces, y sonrieron.

– Eso no va a ser posible, no ahora, por lo menos. – Respondí rápidamente.

– ¿Pero por qué no, papá? – Dijo, mirándome. Luego se dirigió hacía Alice. – ¿Tuviste una visión, tía? ¿Cómo es eso posible?

– Tampoco yo lo sé, Nessie, pero debemos hacer algo pronto. – Contestó mi hermana.

– Necesito que me expliquen, por favor. No entiendo nada. Papá, mamá. – Suplicó. – No es mucho lo que pido.

– No estamos en el lugar indicado, Nessie. – Dijo su madre. – Debemos irnos de aquí, a un lugar donde nadie nos pueda escuchar.

– Nuestra casa está a pocos kilómetros de aquí. – Dijo Raphael. – Pueden disponer de ella como gusten.

Observé su mente.

Estaba preocupado... por mi hija.

¿Qué es lo que esta pasando aquí...? ¿Nessie esta en peligro? ¡No! Eso no debe pasar... Pensaba una y otra vez, aunque eso no era lo único en lo que su mente estaba ocupada, había otras cosas, un trasfondo que encerraba muchas emociones.

Culpa, miedo, amor, soledad. Todas estaban allí, luchando por tomar el primer puesto y dominar entre los demás.

Sus pensamientos eran demasiado protectores. Tenía miedo por lo que acabábamos de decir. Temía que algo malo le pase a Renesmee. La imagen mental de mi hija estaba plasmada en su cabeza, como si ella fuera el mismo centro del mundo...

Todo eso me llevaba a un único razonamiento, pero era demasiado pronto para sacar conclusiones.

Ya lo averiguaría a su debido tiempo.

Él me observó, y me di cuenta de que se percató de mi intrusión a su mente. Nuestras miradas se encontraron un segundo, antes de que la desviara, y observara con un supuesto aire distraído el paisaje que nos envolvía. Inmediatamente creo una capa de pensamientos superficiales, para que no pudiera ver nada más.

– ¿Dónde esta su casa? – Preguntó Alice entonces.

– En Douglas. – Dijo la chica rubia, Malenne. – Son solo unos minutos en auto.

Miré a mi hermana.

“¿Tenemos otra alternativa, acaso?” Pensó. “Escucha, si las personas que la quieren lastimar no son ellos, nos servirán de ayuda”

Tenía razón. Estos dos “hermanos” parecían lo único que teníamos como aliados.

– Nuestro auto se encuentra en el estacionamiento. – Continuó Malenne, como si no se hubiera percatado de nuestro intercambio silencioso, pero me di cuenta de que había sido testigo de todo.

La mente de ella era una presencia demasiado fuerte y perspicaz, incluso avasalladora. Había algo muy fuerte en esa vampiresa, un increíble poder.

¿Pero que era?

– Guíennos, entonces. – Contesté al final. – Los seguiremos.

Ambos asistieron, y se pusieron en marcha. Caminaron hacía la entrada nuevamente, cerca de donde habíamos dejado el auto que robamos en el aeropuerto.

Renesmee iba a mi lado, y Bella sujetaba fuertemente su mano.

– ¿Quiénes son ellos? – Le preguntó mi esposa.

– Es una historia muy larga, mamá. – Contestó Ness. – Cuando lleguemos a la casa de Raph y Mallie te la contaré.

– ¿Por qué no nos dijiste nada, Nessie? – Insistió entonces Alice, que estaba un poco rezagada, ya que quería concentrarse y ver todas las posibilidades que nos podrían sorprender.

Renesmee la miró.

– No quería que se preocuparan en vano. – Contestó simplemente. – Hubieran reaccionado exactamente igual que ahora, me habrían venido a buscar corriendo.

– No esta bien que nos hayas ocultado esas cosas. – La reprendió su madre. – ¿Hace cuanto que los conoces?

Dudó un segundo, pero la respuesta se materializó en su mente, antes de que pudiera reprimirla.

¿Un poco más de un mes? ¿Hace tanto que los conocía y nunca había dicho nada?

Aspiré fuerte, reprimiendo mis ganas de echarle en cara su inmadurez en ese asunto, y ella lo notó.

– Lo siento mucho, de verdad. – Repitió nuevamente, y tomó mi mano con fuerza, en un gesto de disculpa.

– ¿Hace cuanto? – Insistió Bella.

– No mucho más de un mes... no lo recuerdo con certeza. – Contestó en medio de una evasiva muy evidente.

Sus dos amigos, Raphael y Malenne, estaban más adelante que nosotros. Escuchaban toda nuestra conversación, por descontado, pero no emitieron comentarios.

No parecían preocupados, y sus mentes estaban tranquilas, mucho más que al principio, en medio de nuestra llegada.

“¿Qué será todo esto? ¿Por qué vinieron de esta forma tan inesperada?” Pensaba la chica.

“¿Un peligro? ¿Qué es a lo que se refieren? Si algo malo pasará no puedo permitir que le pase nada a Malenne, debo protegerla, a ella, y a Renesmee...” Cavilaba él.

Se detuvieron en frente de un BMW M6, completamente negro.

Entraron en el asiento del conductor y del acompañante. Renesmee también se metió en el, con total familiaridad. Observé a Bella, que puso cara contrariada ante el ademán de nuestra hija.

Evidentemente confiaba demasiado en ellos. Máxime si se había ido a vivir a su casa.

Suspiré, no pude evitarlo.

En su rostro claramente se podía ver que no teníamos otro modo de hacer las cosas. Teníamos que confiar en Renesmee, y en su criterio en esta ocasión, pues era lo único de lo que disponíamos.

Conducía la chica, que puso en marcha aquel espectacular auto en solo un segundo, y en otro lo hizo deslizarse como una pantera por el camino adoquinado de ese enorme campus.

En cuestión de minutos, dejamos atrás la cuidad.

Cruzamos una carretera, y luego nos metimos por un camino zigzagueante, muy parecido al que iniciaba antes de encontrar nuestra casa en Forks.

“Edward, no puedo ver nada” Pensó Alice, dirigiendo sus pensamientos directamente a mí, como si me hablara en voz alta. “Todo a partir de ahora será demasiado confuso, ni siquiera puedo visualizar el lugar hacia donde vamos”

Me concentré en su mente, y en lo que intentaba visualizar. Las imágenes eran mucho más inconexas que de costumbre. Veía la carretera, oscuridad, árboles, oscuridad... ahora todos estábamos envueltos por el futuro de Renesmee.

“Intentaré ver a su alrededor, pero esto es más difícil de lo que imaginaba... aún no estoy segura sobre ellos...”

Cuando decía “Ellos” se refería a estos nuevos personajes, tan extraños como intrigantes.

Juneau albergaba vampiros... eso sonaba extraño. Nosotros habíamos vivido en Alaska hacía cerca de diez años, pero jamás nos habíamos topado con otras personas aparte de Tanya y sus hermanas. ¿Cómo era posible que algo así pasara?

No tardamos mucho en llegar, como había dicho Malenne, la casa estaba muy cerca. Era una mansión de tres pisos, demasiado grande para que la habitaran tres personas.

Salieron del auto, y nosotros atrás de ellos.

Raphael se dirigió a la puerta, sacando las llaves para abrirla.

Nos permitió el paso, y avanzamos por la estancia que aparecía apenas cruzamos el umbral.

Había algo en ellos que me hacía desconfiar, a pesar de que quería creer que mi hija no era ilusa. No era nada malo lo que percibía, sus pensamientos estaban plasmados de cariño hacía Renesmee, los de él en particular...

Y ella, había algo detrás de ella que me estaba perdiendo, revolvía y revolvía en su mente, pero era demasiado compleja. Había algo en ella que me decía que tuviera cuidado, que me alertaba que no era una simple vampiresa...

Raphael, Malenne y Renesmee se mostraron más calmados una vez que nos encontramos en ese lugar. Debía admitir que era un sitio muy hermoso, una construcción elegante, y también un poco ostentosa. No había nada en toda esa habitación que no estuviera impregnado de buen gusto. Pude darme cuenta de la mirada evaluativa Alice. Era muy propio de ella perderse en esas trivialidades durante un momento como aquel.

“¿Esa alfombra es persa?” Pensó.

Me aclaré la garganta ruidosamente, no sin dirigirle una mirada bastante significativa, para que se centrara.

Bella sujetaba fuertemente mi mano, y yo hacía lo mismo, porque si no fuera porque ella estaba a mi lado, jamás hubiera sido capaz de mantener esa calma tan propia de mí.

– Bueno, creo que ya nos pueden contar que es lo que los ha traído por aquí. – Dijo Raphael. – ¿Cuál es ese peligro que mencionaron en la universidad? – Preguntó al final.

Antes de darme tiempo a responder, fue Alice la que contestó a su pregunta.

– Supongo que ustedes saben de lo que soy capaz. – Dijo, pausadamente. – Renesmee les habrá contado que tengo visiones acerca del futuro, del rumbo que pueden llegar a tomar las decisiones que toman las personas. – Explicó.

Los dos chicos asistieron una vez, demostrando que sabían a lo que se estaba refiriendo mi hermana.

– Nunca he sido capaz de ver el futuro de Nessie. – Continuó. – Ella siempre fue un punto ciego, la oscuridad envuelve las visiones cuando el rumbo de los demás se mezcla con el provenir de mi sobrina. Pero alguien ha cometido un error, o tal vez sea por completo intencional, no lo sé. La cuestión es que una extraña merodeó por Forks, y seguimos el rastro hasta cruzar la costa de la península. Tuve una visión que terminaba en oscuridad, y eso nos ha hecho viajar hasta aquí.

– No hemos localizado ningún rastro extraño por aquí. – Dijo Malenne. – y llegar a esta casa es casi imposible si no conoces el camino que debes tomar.

– Tampoco ha habido movimientos extraños en la cuidad, ni muertes misteriosas. – Analizó Raphael.

– Eso no significa nada... – Me mostré en desacuerdo con ellos. – Sí vienen en una misión destinada a hacer algo específico, no darán señal alguna.

Los dos hermanos se miraron uno al otro, horrorizados.

– Papá, – Dijo Renesmee entonces. – Necesito que me cuentes todo. Sí alguien esta en Juneau, dispuesto a hacernos daño, debemos saber todo lo posible. ¿De que trató la visión, tía? – Preguntó luego dirigiéndose a Alice.

– Una chica corría por un bosque en la noche, había nieve y pinos por doquier, la luna brillaba, y alumbraba todo el prado con su luz, – Relato mi hermana, en un susurro debido al pavor que le provocaba recordar la precisión de esa escena tan desagradable. – entonces todo cambiaba de repente, la figura se agazapaba de un momento a otro, y saltaba en dirección a una figura indefensa en el suelo... en ese momento, todo se vuelve oscuridad, y la negrura absorbe la visión por completo.

Escuchar la repetición logró que mi cuerpo se estremeciera, y que el impulso de proteger a mi hija creciera mucho más en mi interior. El centro mismo de mi cuerpo de roca tembló, de una manera inimaginable, de una forma en la que jamás pensé que ocurriría. De repente todo era ilógico, hasta que estuviera en ese lugar, un lugar donde jamás pensé que me encontraría. En la casa de los amigos vampiros de mi niña.

Mi hija procesó la información que acababa de recibir. Era su destino el que estaba en juego. Se quedó parada, contemplándonos en silencio. Sus ojos se enturbiaron, meditando...

“¿Qué significa eso? ¿Alguien viene por mí...? ¿A cazarme...?”

– Estarás bien, hija. – Le dije, tomando su mano. – Te lo prometo, nadie te hará daño.

Pero no era eso lo que la acongojaba. No era su seguridad...

Era la nuestra. La de su madre, la mía, la de Alice.

La de ellos...

Su mente no estaba concentrada en salvarse a sí misma.

Era igual a su madre...

En ese momento algo rompió la tensión estática de la habitación.

Un móvil comenzó a sonar, y Renesmee observó su bolso.

Era el suyo.

Se acercó para atenderlo.

– Jacob. – Dijo al atender.

– Hola, Nessie. – Dijo él. – ¿Han llegado ya tus padres a Juneau? – Preguntó.

Mi hija me observó, como preguntándome que era lo que tenía que decir.

Jake malinterpretó el silencio que se originó.

– ¿Todavía no han llegado? – Quiso saber. – ¿O es que no sabían? Creo que les he arruinado la sorpresa...

Asistí, queriéndole decir que podía decirle que estábamos con ella.

– No, amor. – Dijo con un tono de voz tan natural, que entendí como nos había engañado por tanto tiempo. – Ya están aquí. Fue una gran sorpresa. Estoy muy contenta por ello.

– Que bueno, entonces. – Respondió su el hombre lobo. – ¿Cuándo volverán?

Todos nos observamos, Raphael, Malenne, Bella y Alice.

¿Qué se supone que debía decirle?

– No creo que tardemos mucho... – Improvisó. – Tengo que acomodar unas cosas antes de partir hacía casa. Pero pronto nos veremos, te extraño tanto.

Los ojos de Renesmee comenzaron a llenarse de lágrimas.

“¿Cuándo te volveré a ver, amor mío?” Pensó con miedo y nostalgia.

Pero no podía responder a su pregunta.

Simplemente no lo sabía.

– Creo que será mejor que te deje estar con tus padres, ellos deben estar muy felices de estar allí contigo. Me hubiera gustado acompañarlos, pero creo que soy más útil aquí, preparándote una bienvenida. No puedo esperar a verte de nuevo, mi amor...

– Yo tampoco puedo esperar... – Susurró. Su mirada se había tornado tan triste.

– Te llamo luego. Te amo, Renesmee. Lo sabes... ¿Verdad?

– Yo también te amo, Jake. No tienes idea de cuanto...

– Te espero aquí, Ness. Sueño con el momento de tenerte cerca. – Confesó Jacob. – Adiós.

– Adiós, amor. – Se despidió ella.

No pudo más. Comenzó a llorar con tristeza.

Su madre se acercó, y la tomó fuerte de la mano.

La contuvo por unos segundos, intentando que no se sintiera desdichada.

– Renesmee, cuando estuvimos en tu departamento, una señora nos dijo que te fuiste de allí por la desaparición de una de tus amigas... – Comentó Bella.

“Oh por Dios... ¡Por favor que no pregunte nada con respecto a eso...!”

Pensó Nessie.

Nuevamente no pudo evitar reprimir sus recuerdos.

Una chica, la misma que había salido en las noticias hacía dos semanas. Bonita, de pelo oscuro y ojos verdes.

Era su amiga, era cierto.

También recordó a una niña, pequeña y muy parecida a la chica desaparecida... Michelle. A dos personas mayores. Sus padres. Pude percibir en dolor que invadía a mi hija al rememorar esa situación, el miedo, el abandono. Había algo muy malo detrás de ese recuerdo, tan triste, que pude sentirme mal por los personajes que componían la escena, el hombre lloraba, la mujer lloraba, y la niña... sufría silenciosamente.

– ¿Qué es lo que ha pasado? – Inquirí. Ella me miró a los ojos, con el miedo de nuevo presente en su mirada.

– Algo malo, papá. – Confesó entonces. – Algo terrible, ni siquiera puedo recordarlo.

Su mente se envolvió en capas de tristeza, unas capas que querían evitar que todos esos malos recuerdos invadieran su mente.

Muchas nuevas imágenes pasaban a gran velocidad por su mente, muchas eran recuerdos gratos, pude ver un centro comercial, charlas en la estancia del departamento de mi hija, y entonces acudió a su mente el último recuerdo que tenía con la muchacha humana.

Pude ver a través de su memoria una cafetería, y a ella sentada con su amiga. Estaban discutiendo, la chica estaba enloquecida, hecha una fiera, gritaba demasiadas cosas, insultos a mi hija, la denigraba...

“Sabes Reneesme… si estuvieras menos tiempo intentando provocar a todos los hombres que se te cruzan por el camino, podrías ver que el mundo no gira en torno a ti.”

No pude evitar el gruñido que se materializó en mi pecho.

– Basta, papá. – Sollozó entonces, sabiendo a la perfección lo que estaba viendo. – ¡No leas mi mente!

– Debes explicarnos. – Le dije entonces, para luego acercarme y acurrucarla en mis brazos. Ella acomodó su cabeza en mi hombro, y evitó mirarme. – No puedes pedir que no diga nada ante esa imagen. Hija por favor, confían en nosotros, somos tus padres. Cuéntanos que ha pasado.

– Claro que confío en ustedes, papá. – Musitó cabizbaja. – Solo que las últimas semanas no han sido fáciles. Michelle desapareció, y Steven está internado... Si no fuera porque Malenne y Raphael estaban a mi lado, hubiera enloquecido...

Miré a Bella, que estaba con el rostro surcado por la pena al ver la desolación de nuestra hija. Yo también estaba así. ¿Qué es lo que podía hacer para evitarle a mi precioso bebé tanto pesar?

¿Cómo es que alguien en todo este maldito mundo podía permitir que mi tesoro estuviera de esa forma?

Sus lágrimas carcomían profundamente en mi pecho, como veneno, como ácido escurriéndose por mi cuerpo, destruyéndome lentamente. Cada suspiro lastimero que emitía era una daga, clavada en mi congelado corazón.

No había nada con sentido en todo aquello.

Empezando por los dos vampiros que estaban a tan solo pasos de mi familia.

– ¿Cómo es que los has conocido? – Pregunté entonces a Renesmee, a quien no podía mirar, porque estaba recostada sobre mi hombro.

Fue una vez más su amiga la que contestó.

– Eso podemos contártelo nosotros. – Dijo Malenne. – O creo que ni siquiera deberíamos hablar, puedes verlo todo, ¿No?

Ella comenzó a llenar su mente de todo lo que no sabíamos Alice, Bella y yo.

Pude ver todo desde su punto de vista.

“...Caminaba por el corredor que la llevaba a ella y a su hermano de nuevo al tedio insoportable de la universidad... ¿Por qué tenían que volver a clase? Los negocios de Anchorage les habían quitado una buena parte del primer semestre, pero era bueno relacionarse con alguien, aunque sean humanos que no hacen más que mirarlos como estúpidos... o al menos era mejor que estar todo el día encerrados en la casa.

Fue en ese momento, cuando un ruido extraño comenzó a sentirse en el ambiente. Era un repicar inusual. Un latido de corazón. Pero este era diferente al de los humanos que se encontraban por allí. Ella era capaz de escuchar muchos corazones si se lo permitía, pues sus oídos se agudizarían en un segundo. Éste sonaba de una forma que no era normal, era un palpitar inquieto, frenético, que parecía estar librando una carrera contra reloj, un pequeño colibrí en pleno vuelo.

Y entonces ese efluvio apareció de la nada, tan cerca del pasillo que los llevaba a su siguiente clase, tan aburrida como todas las demás... ese aroma era tan extraño... nunca había sentido algo así. Era nuevo, misterioso. Incluso peligroso.

Su instinto de supervivencia se disipó ante ese suceso tan extraño...

¿Había una relación entre ese sonido y ese nuevo aroma? Era embriagador, pero al mismo tiempo sutil, dulce como el de un vampiro, pero también delicioso como el de un humano, aunque no le producía sed alguna. Intentó procesar esa comparación, pero no respondía a nada que ella hubiera sentido antes. No tenía familiaridad con algo así.

Miró a su hermano, que se había percatado a la perfección de todo lo ella había sentido.

– ¿Qué es eso, Raphael? – Preguntó, asustada.

– No tengo idea... – Contestó él, alerta. – No parece nada que haya visto en todos estos años...

Avanzaron, tan precavidos como pudieron, hasta que llegaron a la puerta, donde la esencia se hacía más fuerte.

Se miraron nuevamente a los ojos, sabedores de que se encontrarían con algo nuevo en absoluto.

Al cruzar el umbral, actuaron con una falsa naturalidad. Caminaron hacia los únicos asientos vacíos que pudieron visualizar entre la muchedumbre humana, y entonces la vieron...

Una muchacha, tan hermosa como un vampiro... pero era ese latido de su corazón el que desentonaba por completo con esa apariencia perfecta. ¿Que clase de criatura era esa chica...?”

Malenne saltó la escena, hacía otro recuerdo, más reciente.

Iba camino hacia el patio. Raphael la estaría buscando, hacía varios minutos que estaban separados, y la idea de estar mucho tiempo lejos de su hermano la atemorizaba. Su hermano era la criatura más débil que conocía. Si no fuera porque ella... – Raphael me necesita... – Pensó entonces.Los vio sentados en una banca en el campus, Raphael la estaba abrazando... – ¿Nessie esta llorando? – hubiera querido correr a toda velocidad, pero los estúpidos humanos estaba atestando el lugar, observando a su hermano y a su mejor amiga, casi regocijándose con sus lagrimas...”

Al llegar se arrodilló ante ella.

Preguntó que era lo que lo había pasado.

Claro, Michelle White. – Era cuestión de tiempo – Pensó. Estaba enojada, el comportamiento de la humana había hecho llorar a Renesmee... ¿Cómo alguien podía tener ganas de lastimar a esa hermosa pequeña?...”

Otro salto.

Más imágenes.

“Nessie se había ido por la mañana. Maldito sol, nunca asomaba por Juneau y justo ese día tenía que hacerlo. Era tarde... ¿Por qué no había vuelto todavía? Su móvil sonó. Corrió a atenderlo, y un alivio recorrió su cuerpo cuando reconoció el número.

– Renesmee, ¿Por qué no has vuelto a casa? – Preguntó.

– Ha pasado algo grave, Malenne. Michelle ha desaparecido... – Dijo entonces, casi llorando.”

Y eso fue todo.

Malenne dejó de producir imágenes.

Me observó a los ojos, y luego habló con pausa, sin inmutarse.

Ya pudiste ver todo lo que pasó, y te habrás dado cuenta de que no queremos hacerle daño. Y a ustedes tampoco.

– Eso no responde a todas las preguntas. – Dije. No me había dicho demasiado. No eran motivos lo suficientemente fuertes como para poder confiar en ellos.

– Te ha mostrado las cosas más importantes. – Agregó el chico.

¿Cómo sabía que me había mostrado? ¿Acaso el también leía mentes?

Bella y Alice, a mi lado, también se estremecieron ante su comentario. Busqué con la mirada a mi esposa, otra vez. No tenía miedo por mí, para nada. Estaba aterrado por ellas, por mi esposa y mi hija. Por mi hermana.

– No tengas miedo, Edward. – Dijo entonces Raphael. – No puedo leerte la mente, no en el sentido estricto de la palabra. Veo cosas, sí, pero ese no es el punto más fuerte de mi poder.

– Ellos no son peligrosos, papá. – Agregó Renesmee, mirándome a los ojos. – No debes temer, son tan buenos como nosotros.

¿Qué otra cosa podíamos hacer? Habíamos accedido a viajar hasta esa casa, había permitido que la vampiresa me mostrara todas esas imágenes... Renesmee estaba convencida de que eran buenos. Y no desconfiaba de su palabra, pero ¿Podía yo confiar en ellos?

– Creo que lo mejor en todo este embrollo será que nos pongamos de acuerdo en la seguridad. Sí alguien esta por aquí, será mejor que estemos listos. – Propuso Malenne.

– No tenemos idea de quien o quienes quieren atacarnos. – Comentó mi esposa.

– Eso lo sabremos, pronto. – Dedujo Alice. – No importa que Renesmee cree un punto ciego. Tarde o temprano alguien tomará una decisión, y si nos afecta a nosotros, seré capaz de ver algo... por poco que sea, tendrá que servirnos como ayuda. La visión tenía lugar dentro de una semana, solo queda esperar.

– ¿Crees que sea sensato quedarnos aquí esperando, para que nos den caza como a animales? – Preguntó Bella, preocupada. Rodeó la cintura de nuestra hija con sus brazos, asegurándola a su costado. Protegiéndola.

– Es la única cosa que podemos hacer si queremos que esto se termine. – La contradijo mi hermana. – Bella, esto no es algo común. – Enfatizó sus palabras. – Nadie puede conocer con tanta exactitud la presencia de mis visiones.

– Aro... – Susurró mi esposa.

– ¿Crees que son capaces de volver a la carga tan pronto? – Le pregunté. – Solo han pasado siete años... no es nada para ellos.

– El tiempo es indistinto cuando solo se quiere adquirir poder, Edward. – Contestó mi hermana. Sujetó su cabeza fuertemente. Tenía migraña otra vez. – Sí lo que quieren es a nosotros, volverán en cuanto estén seguros que pueden ganar.

– Nada ha cambiado desde hace siete años. ¿Qué les puede hacer creer que ahora tienen más posibilidades? – Inquirió Bella.

– Es que no las tienen... – Musitó Renesmee. – No están en mejor situación que nosotros, ni tampoco en desventaja. No tiene sentido. Debe ser otra persona.

Eso era verdad. Renesmee tenía razón. No estaban mejor que nosotros, pero tampoco en una situación de desventaja. ¿Se arriesgarían de esa forma? ¿Contradecir todas las reglas de su gran civilización? Lo habían hecho antes, desde luego, dos veces. La primera con los neófitos de Victoria, y luego con Irina. Había jugado con todos, poniéndose a ellos mismos en el papel de héroes, pero no lo eran.

Conocía como funcionaba la mente de Aro, la codicia y la curiosidad eran demasiado competitivas la una con la otra. El deseaba eso que no tenía, eso que Carlisle poseía. Había miedo en su mente, un pánico que tenía una raíz que había estado presente desde el mismo momento que tomaron las riendas del rumbo de nuestra especie.

¿Cuanto tiempo les duraría el poder?

Ese era el temor más profundo de Aro, y también de Cayo. Aunque no paraban de auto halagarse, pensando que nadie podría hacer esa gran tarea mejor que ellos, el miedo estaba presente, temiendo que pronto, alguien surgiera en las filas enemigas con un talento que él no podría contener con su ejército de vampiros asesinos.

– Aún así, eso no cambia el hecho de que nos están por caer encima, sea quien sea, hay que estar preparados. – Murmuró Raphael.

“Malenne podría irse a Anchorage... no quiero que esté envuelta en estas cosas... es peligroso, y no puedo perderla... Renesmee podría irse con ella, estarían a salvo...”

Su mente estaba más concentrada en la seguridad de su hermana y en la de Renesmee que en la suya. Ya estaba planeando que cosas podría hacer para no exponerlas. Era extraña la forma en la que pensaba, estaba tan preocupado por Nessie como por su hermana. Y reconocía esa preocupación, podía darle un nombre, porque también la había sentido, la sentía.

¿Podría ser que él estuviera...? No tenía tiempo para pensar en esas cosas.

Ella también pensaba en la seguridad de Renesmee... rebuscando en su mente la forma más confiable de que estemos a salvo.

Se conocían hacía tan poco, y sus pensamientos solo dejaban ver una cosa.

La querían.

Alice había dicho en el avión que se podía mentir con el pensamiento, pero esto no parecía una farsa, detrás de sus rostros, desconocidos, había una sincera preocupación por el bienestar de mi hija.

– Pueden permanecer aquí el tiempo que consideren necesario. – Dijo Malenne, al ver que ninguno de nosotros decía nada. – Esta casa es de Renesmee, por lo tanto, ustedes pueden hacer uso de ella.

Sonrió a mi hija, y estiró sus pequeños brazos en su dirección.

Nessie se separó de nosotros, y la abrazó.

Era incluso cómico ver el cuadro, la vampiresa rubia era demasiado baja, y mi niña muy alta.

– Son bienvenidos a la mansión Blancquarts. – Dijo Raphael.

Hospitalarios, también. Aunque eso no hacía que mi desconfianza desapareciera.

No necesité más que una mirada a mi hermana y a mi esposa para concordar que era lo mejor.

No teníamos otro lugar aparte del apartamento. Carecíamos de un plan y cualquier otra cosa.

Lo más inteligente era quedarse allí, porque no nos íbamos a alejar de Renesmee, y si ese era su hogar ahora, también tendría que ser el nuestro, por el poco tiempo que nos quedaríamos en Juneau.

No iban a ser más que uno o dos días, mi hija tenía que entender.

Pero sería el tiempo suficiente para poder resolver el misterio de estas nuevas compañías...

Descubriría quienes eran los Blancquarts.

49 comentarios:

tanya dijo...

waaaa d primera d primera jajaajjaaj XD no lo e leido pero c q lo amaree ya lo estoy amando jajajajjaaj XD

yorge

Stephanie dijo...

Wow ya lo leí!!!!!!!!!! Dem bueno!!!!! No puedo esperar al otro!!!!

Mickytaa dijo...

Pabli, tres veces esta copiado y pegado el cap u.u la proxima vez no te hablo tanto al emme... ajaaj xD
Tengo la extraña senzacion, y ya lo habia mencionando antes, de que Malenne tiene que ver en el cambio tan drastico dde Nessi. Tal vez ella no lo haga para mal, que lo haga para que Reneesme se enamore de su hermano, pero igualmente, creo que influye y bastante.
Estuve generando una nueva hipotesis a raiz de Amanecer, y es que Jacob dijo estar imprimado de Reneesme para darle un "final feliz" a la historia. Edward acepta su decision con tal de que se aleje de Bella y considerando que él iba a poder controlar las cosas. Jacob, tenia en mente lo que le habia dicho Quil (creo), que estaba imprimado por Clarie, y lo que le habia dicho era que a Clarie no le qedaria otra opcion, él sería lo unico que ella tendria... ¿Por que no dejar a todos felices con eso? Bella queria ser un 'chupasangre' y amaba a Edward, Edward, en un principio no queria a Reneesme, por lo que seria mas facil convencerlo tambien, era posible que Reneesme fuera muy parecida a Bella y lo mejor de todo era que Jacob podía hacer que ella lo ame sin dejarle alternativa y tendrian una eternidad juntos. El plan Ferpecto (es aproposito lo de ferpecto).
Por eso es que quiero que Reneesme se quede con Raphael. Raphael realmente la necesita y lo que tiene jacob es un amor que nacio por voluntad, pero el verdadero amor es el que nace por si solo. Y si bien creo que los sentimientos tanto de NEssi como de Raphael estan afectados por Malenne, lo veo mas real que a la imposicion de amor que tenia Jacob sobre Reneesme. Incluso Malenne podría usar su don para estar ella con Jacob y asi todos (TODOS) serian felices, o talvez Jacob podria enamorarse de ella.
¿Por que vuelvo a tocar este tema justo ahora? No se.
Este capitulo me hizo acordar a crepusculo. Cuando escapaban de James y no sabían qué hacer.
Me gusta, es la anticipacion a la accion.

PD1: SOS IMPUNTUAL EH! una hora y cinco minutos tarde u.u La proxima te dejo plantado en vez de esperarte jajaja xD
PD2: Que te chupe un huevo las team jacob, las team edward e incluso lo qe yo te diga, esta historia no la estas vendiendo, no te tiene qe interesar las opiniones de los lectores. Conta la historia que vos quieras contar, nunca los vas a conformar a todos, por lo menos, conformate a vos mismo.

Aly Lu! dijo...

wow! ya lo lei y me encanto me dejastes sin palabras era todo lo que espera y mucho mas estuvo increible.. muchas felicidades me djastes con la mayoria de mis dudas claras aunque ay miles mas que ya iran cuadrando un beso bye!

karla dijo...

esta muy pAdre como siempre valio la pena la espera ahorA con paciencia a esperar el otro sii !!!!!!!!!!!!!!!

Letii dijo...

esta hermoso este capitulo!!
es la 1era. vez qe comento un capitulo xq aunqe siempre los lei todos desde el principio como qe antes me daba vergueza y ta
bno, segui escribiendo xq es lo tuyo y xq amo sentarme con mi computadora todos los viernes a leer los capitulos qe tu escribis.. ♥

Aruca the Star dijo...

Muy bueno, he esperado este momento desde el capitulo diecinueve y seque no soy la unica, espero que Edward tenga confiansa en los Blancquars, ¿Alice podria tambien ver el futuro de Raphael y Malenne, sin que Nessi este cerca? ya espero ansiosa el proximo capitulo. Note que al publicar la historia la repetiste tres veces en esta pagina, pero igual no importa, solo era una observacion.
PSD: No quiero, ni tengo porque esperar una semana para poder leer el capitulo siguiente, es injusto, pero bueno tendre que esperar, no queda otra opcion.

Anónimo dijo...

poooo ya quiero el otro pabli aver ojala y t tomes el tiempo de leer en verdad nuestros comentarios y no pongamos en vano nuestras opiniones..pero FELICIDADES NENE los haces de maravilla...y cuando el otro??

yan cortez

Valente dijo...

hi
estuvo execelente
me encanta tu manera
de escribir es sorprendente

Alecsia Cullen dijo...

El capi: Excelente, como siempre y con cosas nuevas también, lo que lo hace mejor.
No se si será lo que hemos msneado (jajaja) pero de pronto ya no confío del todo en los Blancquarts... hay algo raro ahi... no que sean malos, pero algo se traen entre manos.
Jajaja estoy de acuerdo con Mickyta, jajaja, manda de paseo los Team... porque entre Jake (buuuuuuuuuh) y Raph (si, si, si, si) no hay por donde perderse.
Creemos que Team Raphael!!!!

Alecsia Cullen dijo...

Ah! está bien que quieras dejarnos contentos con capitulos largos, jejeje, pero si lo copias tantas veces no cumple el objetivo.

Anónimo dijo...

este capitulo si que ha estado ...¡¡genial!!.me ha encantado.Incluso al estar repetido he podido releer algunas partes que me interesaban.
esto es lo que estaba esperando desde el capitulo 20 y gracias por contarlo desde el punto de vista de Edward.¡¡ ha sido alucinante!! gracias,gracias,gracias ...espero impaciente ya el próximo capítulo.España

Fran Sazo dijo...

Amigo he estado desaparecida, pero no creas que no leo, noooo eso no! Simplemente no he tenido tiempo para dejar mis comentarios!
Muy buen capitulo querido Pabli. Lo único que quiero es que comience la acción pero no me gusta que Raphael quiera tanto a Nessie, el pobre sufrirá!
Pero así es el amor...
Felicidades amigo te volveré a decir lo de antes porque hace mucho no lo hago! Eres un maravilloso excelentísimo escritor, tienes un futuro gigantesco por delante y se que tendrás mucho éxito.
Sigue alegrándonos la vida con tus capítulos.
Bendiciones! =)

Anónimo dijo...

haaa!!! la visión de Alice fue Michell? y la vampiresa será la que convirtió a Raph

Anónimo dijo...

hola.. pablii.. je...
no lo leii todabiia,,, pero seguro q esta re bueno.. je-..
solo t qriiia dciir.. q
esta bueno q expliqs todo xq o siino no se entiiend...
je,,,
ii q para mii esta muii bueno.. el liibro.. q esta s.. escriibiiendoo.. =)

Anónimo dijo...

Oola
bueno tengo rabia xq se me trabo el pc y se me borro el comentario pero bueno me conformo con escribirlo de nuevo:
si fue michelle quien la transformo
hay un vammpiro o vampiresa nuevo
los vulturis no son
y la creadoara de rafp no puede ser ya q en un cap male le cuanta a ness q en el grupo de vampiro en el cual ella estuvo un tiempo la mataron por no me acuerdo de q pero male no le a querido contar a rapf por q no quiere q sufra y ella cree en la posibilidad de q ahora q aparecio ness ellos esten juntos sin ella tener q obligar a nadie a q se enamore
att: marita nova FB


PABLI GRACIAS CUMPLISTE CON LA RTA Q ME DISTE EN EL FB ESTOY MUY SATISFECHA PERO OJALA O LOS CAPS FUERAN MAS LARGOS O NO SHICIERAS SUFRIR MENOS ME ESTA MATANDO LA AGONIA DE NO SABER Q SIGUE.. I <3 OCASO BOREAL (MEJOR TODA LA SAGA }:D)

Anónimo dijo...

Oyeee... ps como siempre cada capitulo sigue siendo mejor q el anterriorr.!!! todos son espectacularess.. la hiistoriia esta sumamente bueniisimaa.. espero q pubiques pronto.!!! me imagino q ese intrus@ fue o es el mism@ q ataco a michell..!!!

aliciaa..!!!

rochy15_17 dijo...

MUI BUEN CAP!!!
CADA VEZ SE PONE MAS INTERESANTE LA HISTORIA

BESOS Y HASTA LA PROX SEMANA

tanya dijo...

aawww jajajaja yo tambien concuerdo cn mikyta jajajajaj tiene muxxaa razooonn...ame el caap estuvo buenisimoooo ♥ ♥

yorge

Gabii Uckeer dijo...

ME ENCANTO!! FANTASTICO
TIENES UNA MENTE BUENISIMA!!
SIGUE ASI!!
GABI

Anónimo dijo...

tuvo muy weno al cap
nunca dejes de escribir
escribi demasiado bkn

Anónimo dijo...

Karito dice ...Esta super Pabli felicitaciones!!! Lei el comentario de Mickytaa creo k es muy interesante su teoria pero no kiero k nessie termine con raphael kiero ke termine con jacob por k los dos se aman no me interesa la imprimacion de jake... si no estuviera imprimado creo k se hubieran enamorada igual mente.. bueno en fin es mi opinion... Pabli eres un gran escritor pero eres muyy malo al dejarnos toda una semana con la duda de ke pasara...

Anónimo dijo...

sorry pabli,.. pero es la primera vez que voy a criticar un capitulo de tu libro. Lo encontre demasiado lento y además fueron muy pocas las cosas que pasaron... encontraron a nessie, la llevaron donde a la casa de ralph y eso fue todo. Yo se que tu puedes escribir mejor, eso no quiere decir que estuvo malo, para nada. solamente estuvo muy lento y con mucha falta de contenido en comparación con los otros capitulos que has escrito.

Anónimo dijo...

woooooww...

estubo genial!!

ultimamente no m estoy metiendo en internet! pero cunado lo hago lo primero q kiero hacer es leer esta OBRA MAESTRA!!!

me encanta lo que haces...tenes mucho talento!!
saludos...y toda la suerte del mundo

besos
KaReN!!

NANDA dijo...

A MI TAMBN ME GUST4 RAP CON NESSI ...........ME RE ENCANTA HASTA ME ILUCIONADO ¡¡¡¡¡ LO KIERO........
PERO ESO SERIA SALIRSE DE LA HISTORIA........BUUUUU BUUUUU....
WENO KIENES SERAN LOS K KIEREN PELEA¡¡¡¡ME GUSTA ESTO KIERO ACCION............
SERIO MUY DESCONFIADO EDWARD SERA XK OLCUTAN ALGO LOS HERMANOS????? WENO YOP TAMB DESCONFIARIA DE PRIMERA ......ESPERO K SE CONOSCAN UN POCO MAS N L OTRO CAPI..........

NOSE LE FALTO ALGO AL CAPI.....NO DIGO K STE MAL......AL PRINCIPIO TABA DEL FRUKTAS PERO DESPUES SE FUE PERDIENDO LO INTERESANTE.....WENO DIGO NO¡¡¡¡.......

NO TARDES PARA L PROXIMO CAPI............

armi2555 dijo...

Hola Pabli!! otro viernes mas q llego.. y ya paso ya otra vez!!! y OTRA VEZ nos dejas con las ansias a cuestas!!! La verdad q solo te voy a escribir para alimentar tu ego... Cuando vas a entender q lo que escribis esta DEMASIADO BUENO!!! La verdad que lo que escribis esta muy bueno, redactas bien, se que tenes todo preparado en tu mente, en como va a ser la hisoria asi q yo espero... si me trague 4LIBROS, que es uno mas??!! porq para q negar.. Steph nos torturo bastante tambien hasta la accion (q ya te dije) no paso nada al final de TODOS!! vos segui asi, alimentando nuestra sed de la saga... MIERDA... YA QUIERO Q SEA VIERNES!!!

Meel dijo...

noooooo qiero seguir leyendo y falta una semana todavia!! dios, nos tienes en tus manos Pabli! qeremos seguir leyendo, lastima qe solo subes una vez a la semana :( bueno, ya sabes qe me encanta como escribes asi qe no lo volvere a decir.. la proxima xqe ya lo dije ahora jajaj xD besotes Pabli! espero el proximo! ♥

pd: cohincido cn la chica de arriba, sigues alimentando nuestra sed de la saga xD

Maacaaa! dijo...

Me encantoo!
se pone cada vez mas interesante y cada vez me da as para pensar...

Yo creo que Malenne tiene algo que ver con el cambio de Nessie, cierto?
y tambien creo que la vampiresa que Alice vio en su vision era Michelle o no?

aaay no puedo esperan al otro capitulo,,, e ir aclarando mis dudas :)

melissa liz dijo...

LO IMPORTANTE ES QUE LA GENTE QUE LE GUSTA EL CAPITULO TE LO DICE
me molesta ke la gente opine ke el capitulo es malo si no te gusta la serie mejor no la leas i yaaaaaa

pero respecto a el capitulooo ESTAA CONNNN GANASSSSSSSSS :) LO LEIDOO DOS VECES Y NO ME CANSO espero kon ansias
el proximo capitulooo felicidadesssssss me encantaa tu historia

Anónimo dijo...

hola soy mili,la verdad...me encantooo!!me facina!!jejej!!esta muy bueno este capitulo!!segui asi!!espero el proximo capitulo!!

Jesica dijo...

ME EN CAN TO !!!!! Me gusto muchísimo! hace tiempo quería ver el reencuentro!!! sospecho de ese atacante.....sera Michelle???? creo que es ella. Espero ansiosa a la semana que viene!!!! Y también espero el rencuentro con Jake, me gustaría que tomara parte de esta protección hacia Nessie, ( solo sugiero) igual me gusta que me sorprendas.....

iaras dijo...

Hola Palbli la verdad q está muy bueno el capitulo pero me encantan las opiniones y las teorías .. Yo tengo 1mas:
Recuerdan a Nahuel, el que es como Ness pss como se supone q los Vulturis fueron a castigar al padre de Nahuel, y m imagino q lo matan a lo mejor 1 de sus 2 hermanas queda muy dolida por ello y decide tomar venganza en complicidad con los Vulturis y pss si quieren también con Michelle..
Espero que les guste mi teoría =) y Pabli: xfis no nos tortures no seas tan malito!!=(
Adoro como escribes y me fijo todos los días en tu pag para ver si te compadeciste con nosotros y publicas antes se te quiere muxooo grax por hacer esto posible!!!

Anónimo dijo...

http://crepusculo-sol-naciente.blogspot.com/

Anónimo dijo...

yo tambien entro todos los días en el blog para ver si hay algún adelanto y leer los comentarios

Alice dijo...

Amo tu libro que encanta esta super interesante, eres increíble, un libro que te atrapa desde su comienzo

Anónimo dijo...

ese par de hermanos son un misterio espero q llamen a los otros cullen para q no se preocupen y la pregunta es a quien le quieren hacer daño sera a nessi o los hermsnitos blankester...bueno bella y edward y alice tienen q hacer algo no se pueden qdar de brazos cruzados..y no me gusta como le mienten a jake lo hacen parecer como tonto q nunca se entera de nada--..nessi siempre le miente y no q es su amor su amigo al q le debe contar todo mmm no parece...lyon

Ana_axs dijo...

Esta Muy Buena!!!
Ya Deseoo Que Salga La Proximaa, Hace Unas Cuantas Semanas Comence A Leerla Pero Me Gusta Mucho Tu Forma De Relatar La Historia :D
Aunque Ahi Hechos Que Me Recuerdan Mucho A Crepusculo y Luna Nueva, Pero En Fin Me Gusto Muchiisiimoo
Ocaso Boreal :)
Ojala Pase Algo Entre Raphael y Nessie, Aunque Al Final Se Quede Con Jacob, Pero Seria Algo Genial Para Leer.

P.d= Aunquee La Historia Esta Basada En La Historia De Nessie Me Gustaria Muchoo Que Pusieras Mas Detalles Entre Edward y Bella, Tal Vez Un Besoo Con Mucha Pasion O Algo asi...
Por que Estoy Completamente Enamorada De La Historia De Esward&Bella

Kathe!

Isabel Ng Wu dijo...

Impactant!!!
Tanto k reneesme confia en ellos y edward no da la minima confianza en ellos!!!
Rayoos!! K protector es edward!!
:D
Buen capitulo,me gusto mucho
Felicidades pabli
Me ha encantado tu trabajo

Anónimo dijo...

E Leiido desde el Primer capitulo hasta este y me han Fascinado TODOS y cada uno de ellos ..! Gracias por esto ..Realente me siento completa de nuevo ..ATT:Danii:)

lisy dijo...

Edward va a buscar a su hija con gran nerviosismo y desesperacion por el peligro que se cierne sobre ella. Desea estar ya ahi para poder protejerla, abrazarla asegurarse de que esta bien pero al llegar y ver que esta ilesa, lo primero que hace es regañarla y castigarla.
Cualquier padre actua jgual. La paternidad ha hecho que Edward tenga reacciones muy humanas, tal parece que su corazon volvio a cobrar vida.

Pabli ,le estas dando naturalidad a los personajes y podemos entender lo que esta pasando por la mente de ellos. El amor ,la ternura, el miedo ,las dudas, le panico,la desconfiaza y todo nos lo estas haciedo sentir al leerte.

Besos y cariños...

LISY

Anónimo dijo...

oye de verda es el siguiente libro despues de amanecer ???

vivi denali dijo...

me guau me encanto

Anónimo dijo...

me encanta el blog y escribes de fabula es fascinante lo bien que todo congenia con la historia es muy interesante y intrigante todos los capitulos, al menos por ahora que todabia no he leido todos jejeje aunque me gusta muchisssimo tengo que felicitarte de corazon. Aunque tengo que decirte que me gustan mas los capitulos visto desde la perspectiva de reneesme. un saludo y un beso. SEVILLANA

Anónimo dijo...

Hola acabo de descubrir este maravilloso blog ayer y ya e avanzado bastante en tu historia, lo unico q tengo para ti son alagoz, tu historia es fluida, tienes definidos la situaciones, te felicito, sabes esactamente en que parte de la historia es mejor la naracion de Edward, Bella o Reneesme, tienes un brillante futuro como escritora si es eso a lo que te quieres dedicar o tomarlo como un pasatiempo, abrete a todo tipo de temas, con tu forma de escribir puedes manipular cualquier tema a tu antojo, muchas felicidades y no espero por acabar esta historias en la que lo unico que tu tenies era el tema y lo personajespero tu creaste aquel mundo de su vida en Alasca, FELIZIDADES!!:)

Malle dijo...

Wowww...es lo maximo!! hace unos meses empece a leer tu blog.. es superrrrr bueno Ocaso Boreal... me encanta... y a mi si me gusta que tengas tantos detalles al escribir.. puedo sentir toda la emocion en cada palabra!! FELICIDADES!! los dos capitulos anteriores me han hecho sufrir de tension! jajaja... ahora empezare este! ... exitos pabli!!

Anónimo dijo...

genial el capitulo ami que Edward, Bella y Alice sean asi me encanta su forma de ser en especial por que no gusta mucho Raphael para Nessie, es genial que quieran llevarselas a forks y asi se reencuentre con Jake

Anónimo dijo...

Muy bueno.... aunque me estresa esa desconfianza de edwar jajajaja... kt

Anónimo dijo...

aww que no se muera ninguno... pobre ness rapha o jacob..... kt

Anónimo dijo...

La verdad es que la historía me tiene atrapada. Es tan fabulosa. Raphel me tiene enamorada jaja me hago a la idea de Reneesme y el. La verdad me gustaría que terminen juntos. No me gusta la pareja que hace con Jacob. Espero y la historía tome un giro diferente... Raphel y Reneesme juntos. Ese sería mi final. Pero bueno,a ver que pasa. Cada capitulo me gusta más y más. Gracias por permitirnos seguor soñando con esta fabulosa historía.